Con motivo del Día Mundial de la Incontinencia Urinaria, que se celebra hoy, 14 de marzo, La Universitat Politècnica de Catalunya (UPC) y el Hospital Clínic de Barcelona anunciaron que ensayarán a partir de septiembre un sistema diseñado para mejorar la terapia de rehabilitación de la musculatura del suelo pélvico; un tratamiento recomendado para evitar o tratar la incontinencia urinaria.

Se hará en el marco del proyecto europeo WOMEN-UP y también participarán el Academic Medical Center de Ámsterdam y el Kuopio University Hospital. La tecnología, que ya ha sido probada en 21 mujeres, incorpora juegos serios (serious games) para dispositivos móviles, que se guían mediante los movimientos musculares, y la supervisión médica remota a través de una plataforma web.

La incontinencia urinaria, conocida como cualquier pérdida involuntaria de orina, afecta a una de cada tres mujeres de todas las edades, lo que supone más de 350 millones en todo el mundo. No se trata de un proceso normal asociado al envejecimiento y conlleva un impacto negativo en la calidad de vida de las mujeres que la padecen. Hay varios tratamientos que permiten mejorar o hacer desaparecer los síntomas, así como también se pueden tomar medidas preventivas para evitar su aparición.

Uno de los enfoques que ha demostrado su utilidad en la prevención y tratamiento de la incontinencia urinaria de esfuerzo es el entrenamiento de la musculatura del suelo pélvico. Consiste en la aplicación de un programa de ejercicios de contracción y relajación de los músculos que forman la base de la pelvis. Si el tratamiento se sigue y se realiza correctamente, con la supervisión de un terapeuta, la tasa de curación/mejoría puede llegar al 70%. Es muy importante que la paciente sepa si está haciendo bien los ejercicios de entrenamiento, y esto se consigue mediante dispositivos y programas informáticos de biofeedback que registran y muestran la actividad muscular durante los ejercicios con los electrodos de una sonda vaginal. Sólo algunos dispositivos clínicos disponen de esta tecnología y en ningún caso se monitoriza a la vez la actividad abdominal para garantizar la correcta ejecución de los ejercicios.

La solución tecnológica que plantea el proyecto europeo WOMEN-UP es un sistema para el tratamiento en casa, que hace uso de los juegos serios instalados en el móvil de la mujer, con el objetivo de motivarla a cumplir con el programa de ejercicios de cada día. Concretamente, el sistema está formado por tres elementos: unos dispositivos inalámbricos que captan las contracciones musculares que son enviadas al móvil, una plataforma web que recoge los datos y la progresión del tratamiento y una aplicación de móvil que contiene los juegos.El terapeuta obtiene la información de forma telemática a través de la plataforma, hace el seguimiento y programa ejercicios personalizados, mientras que la paciente puede tener una primera evaluación de los resultados en tiempo real. En todo momento, tanto la paciente como el terapeuta pueden consultar su evolución“, explica Miguel Ángel Mañanas, coordinador del proyecto y profesor del Departamento de Ingeniería de Sistemas, Automática e Informática Industrial de la UPC.

Fuente: http://www.upc.edu/saladepremsa/al-dia/mes-noticies/un-dispositivo-permite-rehabilitar-el-suelo-pelvico-desde-casa-con-juegos-para-movil-y-control-medico-remoto?set_language=es