Un grupo de profesionales del programa BioDesign: Innovación Médica, integrado por investigadores de la Universidad Hebrea de Jerusalén y del Centro Médico Hadassah, ha diseñado SenseGo, una media lavable que contiene docenas de sensores de presión. ¿El objetivo? Prevenir el desarrollo de úlceras en los pies, daño asociado a la neuropatía diabética y principal causa de amputación.

En pacientes con diabetes, la aparición de estas úlceras es consecuencia de deformaciones anatómicas, presión excesiva o bajo riego sanguíneo. De hecho, afecta a más de 130 millones de personas en el mundo y, sólo en Estados Unidos, implica un costo de diez billones de dólares anuales.

 ¿Cómo funciona?

Pensada para colaborar en el tratamiento de la diabetes, SenseGo se conecta al celular del usuario y registra posturas incorrectas, deformaciones anatómicas o calzados inadecuados a través de sus sensores. Luego, como los datos quedan almacenados en forma de señales eléctricas y se conectan con el teléfono inteligente, la información obtenida se remite a una app capaz de emitir alertas sobre riesgo de desarrollo de úlceras.

A tiempo

Hasta el momento no existía un tratamiento preventivo para las úlceras, pero el equipo de BioDesign encontró la forma de predecirlas mediante estos sensores de presión.

“Ofreciéndoles a los pacientes y sus familias las herramientas que necesitan para evitar el desarrollo de úlceras, podemos reducir dramáticamente los costos sanitarios relacionados a la diabetes”, aseguró el profesor Yaakov Nahmias, director de BioDesign.

Fuente: Universidad Hebrea de Jerusalén