Esa historia registrará los datos de salud de cada persona desde el registro perinatal hasta su fallecimiento tanto en establecimientos sanitarios públicos como privados. “Será una revolución en el sistema de atención de salud de la Provincia de Buenos Aires”, afirmó el diputado Juan de Jesús, autor del proyecto.

El objetivo de la nueva norma es el de “brindar una mayor eficiencia y mejorar la utilización de los recursos”, explicó el presidente del bloque del Frente para la Victoria de la Cámara de Diputados, y agregó que significa “modernizar las políticas de atención de la salud aprovechando las nuevas tecnologías”. 

La flamante norma establece que el sistema de historia clínica electrónica única de cada persona se ajustará a los siguientes principios generales: el de finalidad, veracidad, confidencialidad, accesibilidad y de titularidad particular.

De Jesús concluyó que esta ley “está enmarcada en una serie de políticas que se vienen llevando a cabo para fortalecer los derechos de los pacientes y facilitarle el trabajo a los profesionales del sistema”.