El Departamento de Control de Gestión y Sistemas de Información (DCS) de la Universidad de Chile, junto con el Centro Avanzado de Simulación de Procesos (CASP) de la Universidad del Bío-Bío, diseñó  ABC Salud, un software cuyo objetivo es mejorar la gestión y valorar las prestaciones de los hospitales públicos.

En julio de este año, el proyecto obtuvo la adjudicación de los fondos de la Primera Versión del Concurso de Investigación Tecnológica del Programa IDEA (impulsado por FONDEF-CONICYT), que apoya financieramente la ejecución de propuestas de investigación científica-tecnológica.

“El modelo que nosotros proponemos se basa en un sistema de costos denominado ABC (Activity Based Costing), cuya orientación permite costear prestaciones, tipo de pacientes, etcétera. Pero lo más importante es que no sólo permite saber cuánto cuesta un servicio o prestación, sino cuánto cuestan las actividades que significa generarlos”, explicó Liliana Neriz Jara, directora del DCS y líder de la investigación en la Universidad de Chile. 

Se trata de un proyecto I+D que consiste en la innovación de la gestión de hospitales, a través de una herramienta de gestión de costos que apoya la labor clínico-administrativa y permite evaluar la mejora de los procesos. 

En un paneo de su experiencia, la doctora concluyó: “Con Francisco Ramis, académico de la Universidad del Bío-Bío, hemos trabajado por casi 10 años en estos temas, financiados con proyecto de investigación concursables, y creemos tener conocimiento de la mayoría de los procesos clínicos que se llevan a cabo en los hospitales chilenos, por lo que este proyecto implica generar un prototipo que permite aplicar el modelo en todo un hospital”.

Transparencia en la información

Según detalló Jara, el proyecto transparenta la información a quienes dirigen las unidades, y permite saber no sólo cuánto se está gastando, sino cómo se están gastando los recursos.

Además, la doctora destacó que los hospitales autogestionados de Chile tienen la versión WINSIG de costos (herramienta de programación y control de gestión financiera), pero la información que entrega ese sistema es muy agregada, y, por ejemplo, no permite costear prestaciones.

ABC Salud está en su etapa inicial y la idea es concretar su implementación en un período de dos años.

Fuentes: Facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile y DFl